La falta de enfermeras colapsa ya las Urgencias de varios hospitales de Madrid

09 enero 2017
 No es gripe: son los recortes y la falta de enfermeras

Muchos centros hospitalarios del SERMAS tienen ya las Urgencias ‘a tope’ con cientos de pacientes esperando en camillas a que les asignen camas.

  • Facebook
  • Twitter
  • google+
  • linkedin
  • email

La gripe se ha adelantado esta temporada y ha pillado a la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid en “fuera de juego”, tal y como pronosticó la semana pasada SATSE Madrid. 

“El Plan de Gripe –diseñado el año pasado y necesario según SATSE Madrid– debería haberse puesto en marcha antes de que la gripe se convirtiera en epidemia, es decir, de forma preventiva para evitar situaciones como la que el sindicato denuncia ahora”. 

El Sindicato de Enfermería de Madrid ya advirtió que era urgente la contratación de más profesionales de enfermería y la apertura de todas las camas cerradas en los centros dependientes del SERMAS para evitar el colapso en las Urgencias hospitalarias. Colapso que ya se ha producido en algunos hospitales durante el fin de semana y que aún perdura en determinados centros de la región. 

La situación de las Urgencias, donde falta personal de enfermería es uno de sus principales problemas, lejos de mejorar respecto a la semana pasada ha empeorado. Así, en la mañana de hoy encontramos hospitales, como el del Tajo (en Aranjuez) con las Urgencias saturadas o centros como el Hospital de Vallecas donde había 47 pacientes pendientes de ingreso. Este centro, de pequeño tamaño, atendió a 312 adultos y cerca de 100 menores, cifras cercanas a las que se pueden atender en un día en hospitales como La Paz o 12 de Octubre. 

El Hospital Infanta Sofía, en San Sebastián de los Reyes, se encuentra igualmente colapsado con 40 usuarios pendientes de ingreso (en espera de que haya una cama libre). Destacar que la gerencia de este centro ha reaccionado rápidamente ante la saturación de la Urgencia, abriendo camas que tenía cerradas y contratando más personal de enfermería (5 para aliviar la situación en hospitalización y otras tantas para la Urgencia). A estas horas no había camas libres pero sí pacientes a la espera de una cama en planta. 

En el Hospital de Alcorcón, la situación a primera hora de la mañana también era complicada ya que el espacio en la Urgencia estaba todo ocupado y se ha tenido que reubicar a los pacientes en los pasillos. A esta hora había 14 camas en pasillos donde la atención que se presta no es la que las enfermeras desearían. 

El Hospital de la Defensa, Gómez Ulla, también sufre las consecuencias de la falta de previsión de la Consejería de Sanidad. Este fin de semana este hospital concertado ha tenido las Urgencias saturadas con el hándicap de que hay profesionales de enfermería que tienen que renovar sus contratos en los próximos días y no saben aún si lo harán o no. 

En el Hospital de Alcalá, nos informan los delegados sindicales de SATSE Madrid, la noche ha sido caótica por falta de profesionales de enfermería. Este fin de semana sus Urgencias han asumido pacientes de otros hospitales, como los de Coslada o Torrejón, ya que allí los problemas de saturación eran aún mayores. 

En el sur de la Comunidad, en el Hospital de Getafe, la situación del fin de semana ha sido también complicada. Se han tenido que abrir 12 camas que permanecían cerradas. A estas horas 22 usuarios están pendientes de ser ingresados en planta. 

La Administración autonómica considera que la epidemia de gripe es un hecho estacional “cuyo impacto en los centros, en opinión de SATSE Madrid, se podría minimizar con la contratación de más profesionales de enfermería para evitar que el personal que está trabajando se vea obligado a tener que hacer jornadas dobles o no poder disfrutar de sus días libres (se les suspenden por necesidades del Servicio). 

También aliviaría la saturación de las Urgencias no cerrar camas (en verano y/o Navidades se cierran pero luego no se abren todas) y dotando correctamente las plantillas de enfermería que deben atender a los pacientes en ellas ingresados. 

Recordar que la Comunidad de Madrid es una de las regiones con peores cifras de enfermeras por habitante y en Atención Primaria (los centros de Salud) somos la comunidad con menos enfermeras por habitante de todo el Estado. 2016 finalizó con numerosos profesionales de enfermería a los que se les deben días, que deberán disfrutar este año en curso. La carencia de personal es tan evidente, indican desde SATSE Madrid, que el Sindicato ha reclamado la puesta en marcha para 2017 de una OPE (oferta pública de empleo) con el número de plazas suficientes como para acabar con una situación que afecta tanto a enfermeras como matronas y fisioterapeutas de la sanidad pública madrileña.

  • Facebook
  • Twitter
  • google+
  • linkedin
  • email